¿Todo está en los libros?

¿Todo está en los libros?

Nada, nada: un momento de ocio y mi congénita impericia fotográfica. Aparte, y recurriendo a una argucia facilona, lo borroso puede simbolizar lo borroso de algunas de mis circunstancias doctorandas que deberían quizá estar más claras a estas alturas.