Acto de inauguración de la Facultad de Filosofia y Letras, Ciudad Universitaria de Madrid, el domingo 15 de enero de 1933, con asistencia del Presidente de la República, Niceto Alcalá Zamora; el Jefe del Gobierno, Manuel Azaña; los ministros Fernando de los Rios, Indalecio Prieto, Luis de Zulueta y Claudio Sánchez Albornoz; y el decano de la Facultad, Manuel Garcia Morente.

Acto de inauguración de la Facultad de Filosofía y Letras, Ciudad Universitaria de Madrid, el domingo 15 de enero de 1933, con asistencia del Presidente de la República, Niceto Alcalá Zamora; el Jefe del Gobierno, Manuel Azaña; los ministros Fernando de los Ríos, Indalecio Prieto, Luis de Zulueta y Claudio Sánchez Albornoz; y el decano de la Facultad, Manuel García Morente.

La Guerra Civil no sólo trajo desastres materiales para la Biblioteca de Filosofía y Letras, sino, lo que es peor, dramas humanos. Así, Juana Capdevielle, responsable de la biblioteca, en mayo de 1936 solicita un permiso de tres meses sin sueldo para trasladarse a La Coruña para reunirse con su esposo, el profesor de Derecho, Francisco Pérez Carballo, con el que se había casado el 23 de marzo y al que habían nombrado gobernador civil de Galicia, y al producirse el golpe militar es detenida y posteriormente fusilada el 18 de agosto en el Monte da Gándara a las afueras de Rábade (Lugo). Un mes antes, el 24 de julio, también lo había sido su marido.

Pilar Martínez González, «La Biblioteca de la Facultad de Filosofía y Letras», en Historia de la Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid, coordinada por María Cristina Gállego Rubio y Juan Antonio Méndez Aparicio, Madrid, Editorial Complutense, 2007, págs. 202-214. Fotografías reproducidas en las págs. 207 (figura nº. 61) y 209 (figura nº. 62).

Facultad de Filosofia y Letras de la Universidad Central de Madrid, inmediata predecesora de la actual Universidad Complutense, en una vista tomada justo después del final de la Guerra Civil, en la que habia servido de primera linea de frente en el asedio de las tropas rebeldes a la capital de la República.

Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Central de Madrid, inmediata predecesora de la actual Universidad Complutense, en una vista tomada justo después del final de la Guerra Civil, en la que había servido de primera línea de frente en el asedio de las tropas rebeldes a la capital de la República.

Cando tivo lugar o levantamento militar, permaneceu xunto ao seu home ata o 20 de xullo, día en que se prepara a digna resistencia do goberno civil. Ela, debido ao seu embarazo, refúxiase na casa dos López Abente, onde a manteñen incomunicada co exterior. O 24 de xullo foi asasinado o gobernador e, con posterioridade e sen ter coñecemento do feito, chamou ao goberno civil para ter noticias súas, facilitando deste modo ao inimigo o seu enderezo baixo o engano de que a irían buscar para levala xunto ao seu marido. Así foi detida e encarcerada na Coruña. A primeiros do mes de agosto saíu do cárcere coa prohibición de permanecer na Coruña e foi recollida en Vilaboa (Culleredo), na casa do deputado de Izquierda Republicana Vitorino Veiga. Aí recibiu o 18 de agosto a orde de deportación que non lle deu tempo a cumprir, pois esa mesma noite foi buscala a Garda Civil e á mañá seguinte apareceu o seu cadáver no Km. 526 da estrada Madrid-A Coruña, no Monte da Gándara, ás aforas de Rábade (Lugo).

Carmen Blanco, «Juana Capdevielle», Álbum de mulleres, Consello da Cultura Galega.