«Per rura segobiensia […] cantibusque arabicis advocabat sibi coetus rusticorum». Sobre el mozo Diego Arias Dávila [abre pdf], de los Arias Dávila de Segovia, que gustaban del canto moro, según la Crónica de Enrique IV, década i, libro iii, cap. 5, editada en 1973, en Madrid, por A. Paz y Melia, citada por Eleazar Gutwirth, «Music, identity and the Inquisition in fifteenth-century Spain», Early Music History, xvii, 1 (1998), 161-181, sacado de la primera página.

Por cierto, los Arias D(e-)ávila son una familia de traca:  Juan Arias Dávila [abre pdf], Pedro Arias Dávila, llamado con cierta retranca de cronicón «El Valiente» (¡valiente personaje!), Isabel Arias de Ávila y toda su parentela

Por volver a Alfonso: ¿Qué relación tuvieron los Arias de Ávila con los (¿Núñez?) Coronel?

Reflexión: والحمدلله فمّ برشة رجال كيف الدكتور إلعزر المحترم

Disclaimer: El video ha sido lo mejor que he podido encontrar en el yotuve…

Tres morillas me enamoran
en Jaén,
Axa y Fátima y Marién.

Tres morillas tan garridas
iban a coger olivas,
y hallábanlas cogidas
en Jaén,
Axa y Fátima y Marién.

Y hallábanlas cogidas,
y tornaban desmaídas
y las colores perdidas
en Jaén,
Axa y Fátima y Marién.

Tres moricas tan lozanas,
tres moricas tan lozanas,
iban a coger manzanas
a Jaén,
Axa y Fátima y Marién.

Anuncios